NO TE SOPORTO! (2)

.
RACHEL (One Tree Hill).
Ya que he hablado de la serie estos días, comienzo con uno de los personajes más insoportables de la serie. Sus historias apenas sirven para algo, siempre tiene la misma cara de niña estúpida que se cree la reina del desierto cuando es el último mono en cualquier trama de la serie. Aparece y reaparece a antojo entorpeciendo toda secuencia que protagoniza.

CHUCK (Gossip Girl).
Si, Nate es un sosipavo y todos lo sabemos… pero el rollito de Chuck cansa desde el segundo episodio de la serie. Esa mirada aviesa intensa que parece que le han dibujado en la cara con rotulador permanente me pone de los nervios. Si, ha tenido su momento de gloria con el tema de Blair, pero hay que reconocer que este va a su bola siempre y le involucran en la trama cuando les conviene. ¿He dicho ya que no soporto su geta?

LOCKE (Lost)
Me van a llover. Pero no me importa. Locke me cae tan mal ahora probablemente por el contraste con lo bien que me caía en la primera. Ha pasado de ser un personaje enigmático, con carácter e interesante a ser un pelma cuyas maquinaciones para hacer que nadie se mueva de la isla acaban cansando, cuyo carácter enigmático cansa y no cuela (para eso ya tenemos a Ben). Cada vez que abre la boca y se pone a hablar de la isla y de nosecuantitos más, me dan ganas de que se le caiga una estatua de un pie de cuatro dedos gigante en la cabeza.


(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


14 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Una Samurai en San Francisco

.
Tenía ganas, lo confieso. Hace ya más de un año que el proyecto de Samurai Girl se comentó en la ABC. Cuando se anunció en un principio, la idea era para una serie, pero parece que se dieron cuenta de que la historia de los libros no daba para tanto y se convirtió en una miniserie de seis horas que se ha emitido el fin de semana pasado.

Heaven es una joven japonesa que habla inglés perfecto y bilingüe (y con acento pijo que te pasas) a la que su padre obliga a ir a San Francisco para asistir a la boda de su matrimonio concertado, como no, con el hijo de un Yakuza importante. En mitad de la ceremonia, irrumpen unos ninjas que disparan a su padre y quieren raptarla a ella, pero aparece su hermano, con el que está muy unido, por cierto, y la salva, muriendo en el camino.

Es entonces cuando Heaven se queda sola y deambula embutida en su kimono aterrizando en la fiesta de disfraces de dos compañeros de piso, que se convertirán en amigos y compañeros a lo largo de la trama. Entonces entra en juego Jake, un profesor de artes marciales que vive en un Dojo muy molón que la entrena cuando Heaven decide vengarse de aquellos que han hecho eso a su familia.

En las sinopsis que hay por ahí desvelan quién está detrás del ataque a la boda como parte del detonante de la serie, pero lo cierto es que ocurre al final del segundo episodio (de seis), así que yo os lo ahorro, que así mola más.
Samurai Girl es una suma de varias cosas: Acción, Tias buenorras, y conspiraciones niponas. Es decir, entretenimiento.

No esperéis una historia original, situaciones creíbles o coherencia en el guión, pero la verdad es que, aunque tiene muchas cosas criticables o risibles, dan totalmente el pego (cosa que no conseguía la última miniserie de la que os hablé) y las pasas por alto al inicio de la serie (las dos primeras partes).

Tampoco esperéis que la actriz guapísima que interpreta a Heaven, la protagonista que descubre su destino como samurai vengativa, tenga las habilidades coreográficas a la hora de luchar de Jennifer Garner como Sydney Bristow. Mientras que contra los que pelea lo hacen bastante bien, la agilidad de ésta deja bastante que desear y se nota mucho cuando el montaje frena el dinamismo y la credibilidad de estas secuencias.

Sí que tengo una alabanza para esta serie y es que, aunque su carácter no sea de comedia, consiguen sacarse de la manga situaciones o diálogos muy cómico-absurdos de vez en cuando. Son momentos tipo auto-parodia que están muy bien. Además esos dibujos con los que comienzan las secuencias al volver de los anuncios le dan un toque original.

¿Lo peor? Las dos primeras partes, the Book of the Sword, empiezan bastante bien, las dos siguientes, The book of the Heart, bajan un poco el nivel de acción pero es comprensible porque se centran más en los personajes, las relaciones y los sentimientos. La trama sigue evolucionando más o menos hasta que desemboca en las partes 5 y 6, The Book of the Shadow, que demuestran que o bien no han sido capaces de manejar la historia que tenían, o les a dado igual… Las expectativas no se cumplen, el supuesto clímax es de risa, la profecía que se sacan de la manga, y que nadie se cree, encima no sirve para nada… El caso es que lo estropean todo en la última parte de la historia, dejando un horroroso sabor de boca. En serio, es uno de los desenlaces peor llevados que he visto en mucho mucho tiempo… y nos quejábamos del final de la primera de Heroes

En fin, con sus momentos inverosímiles, las desaprovechadas posibilidades del mundo japonés/samurais, la pérdida de fuelle mientras avanza la trama y otros fallos hacen que, a pesar de entretener hasta cierto punto y al inicio, el nivel de interés caiga espectacularmente hacia el ecuador de la historia.

Pero bueno, de todas formas ha sido un entretenimiento tonto puro y duro al que no le voy a dar mucha más importancia porque no la tiene. ¿La recomiendo? Pues no, pero tampoco os va a estallar el cerebro cuando la veáis… para eso ya está Do Not Disturb.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


1 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Que el Karma te acompañe

.
Aunque últimamente con el nivel de comedias entre el que nos manejamos (30 Rock, The Office, How I met…) Me llamo Earl ha qudado algo eclipsada, siempre ha sido una de mis comedias favoritas y la defendía a capa y espada cuando salía el tema de las sitcom norteamericanas. Es original, tiene un humor muy peculiar y es una de las pocas que han conseguido sacarme carcajadas.

La primera temporada fue excepcional y la elevó a lo más alto. La segunda mantenía el nivel y dejó las cosas muy interesantes para una tercera temporada con ese cliffhanger de Earl como presidiario.

Pero he de decir que la tercera temporada me ha decepcionado. La primera mitad sigue siendo impecable. Salvo algunos altibajos, supieron resolver la nueva situación y reinventar el propósito de Earl incluso en un terreno tan complicado como la cárcel. Pero a partir del gran episodio de “Nuestros otros COPS!”, la cosa fue decayendo poco a poco para caer en el aburrimiento cuando Earl queda en coma.

Al principio el tema de la comedia de situación clásica en su cabeza hacía gracia, pero poco a poco se fue haciendo monótono (salvo la aparición estelar de Paris Hilton y "la frase". Además me ha dado la impresión de que no han sacado el jugo máximo a esa situación ya que podrían haber aprovechado para demostrar que sus secundarios, una panda de personajes muy buena, podían ser capaces de sostener varios capítulos sin recurrir a un flashback durante la mayoría del episodio (como en aquel en el que se encuentran la marihuana). Me hubiese gustado ver los dispares métodos de Randy, Joy, Darnell y Catalina para tachar cosas de la lista de Earl, algo que prácticamente no han explotado.

El tema de la nueva chica, Billy, me resulta bastante indiferente. No conozco al personaje como lo suficiente como para que me moleste o me agrade que se haya unido al grupo del Karma. Ya veremos cómo evoluciona el asunto.

Aún no he acabado la temporada porque La Sexta, en uno de sus mejores movimientos, ha quitado la serie de parrilla a falta de tres episodios… TRES (Oh, no!!! Veo Earl dobladaaa! Lo admito), pero dudo que tres episodios cambien mi opinión sobre la temporada.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


9 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Sobre One Tree Hill y su regreso (Parte 2)

.
Después de hablar de las cinco temporadas previas de One Tree Hill, serie que he visto en verano y de la que no me he parado a comentar mucho hasta ahora, es la sexta temporada la que está sobe la mesa.

Como se desprende de la parte uno de este comentario, mis expectativas con respecto a los nuevos episodios de la serie no eran demasiado elevadas, ya que hace un par de temporadas que no me convence en absoluto lo que están haciendo. Bajo este prisma, no era difícil hacer algo que me sorprendiera o superase mis bajas esperanzas.

Pero no lo han hecho.

La season premiere no tiene gancho ni nada. Las cosas pasan como si nada y el desenlace del cliffhanger es lo más forzado que ha pasado hasta ahora en cuanto a relaciones. Payton, o lo que queda de ella después de que haya sido desprovista de toda personalidad, y Lucas al fin se arrejuntan y son felices de la vida… Pero vamos a ver, ¿no estaba Lucas hace una semana lloriqueando por Lindsey? Un par de sueños y ya se decide oye. Nah.

En cuanto al resto… todo lo que se plantea en el primer episodio son cosas que ya hemos visto: la pesada de la madre de Brooke vuelve a las andadas, Mouth y su nueva e insípida novia siguen con sus cositas de insípidos, la relación de Skills con la Sra. Scott traerá cola pero es tan predecible que me da igual. La nanny Carrie esta en plan Annie Wilkes con Dan, una situación exagerada que ya veremos como resuelven.

Nathan (que por cierto, alguien me dijo una vez que en el doblaje le llaman Natan!!!. Casi me estallan los oídos. Decidme que no es verdad) sigue con su sueño de llegar a la NBA pero parece que los guionistas van a hacer lo posible porque nunca se cumpla. Y en cuanto a mi trío favorito (Haley-Nathan-Jamie) no pasa mucho con ellos.

Y entonces llega el segundo episodio… entre lo de Q, la jeta que luce Brooke, Peyton y Lucas que siguen considerablemente insoportables, los perturbadores pechos de la madre de Nathan y todo lo de nannie Carrie y Dan, parece que esto va a tirar por las líneas de la cuarta temporada, lo cual no es buena señal. Alguien ha echado de menos a Mouth?

Al menos Haley, Nathan y Jaime siguen igual de geniales los tres. La verdad es que sus tramas me parece bien llevadas (aunque Haley no está haciendo mucho ahora, la verdad). Veremos a ver sigue la evolución de esta sexta temporada.. No creo que nos libremos de las dos o tres rupturas de turno de Lucas- Payton, de que Lindsey vuelva a tocar las narices o de que Rachel también aparezca para volver a irse sin importar en absoluto…

A pesar de todo, yo sigo con mente abierta esperando a que encarrilen la serie. Así soy yo de confiada, mira.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


6 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

NO TE SOPORTO!

.
Si, lo admito. Desde que leí el primer “Me Caes Mal” de Anade me quedé con la copla. Ya le he dicho varias veces que me encanta leer esos posts y me encanta la idea. Así que la homenajeo con un cambio de título poco original. Anade, estos van por tí. ^^

KIM BAUER (24)
Si hay un personaje que odio por excelencia es la insoportablemente absurda y estúpida hija de Jack Bauer. En serio, ¿Por qué existe? Yo os contesto: Porque está buena.
No es sólo que no soportase su estupidez en la primera temporada (¿cuántas veces puede dejarse raptar?), sino que me irrita lo innecesaria que es su presencia más allá de aquello… y ya no hablemos de cuando se mete en la UAT, que casi me da un infarto del disgusto.
Para lo que sirve, que la pongan ondeando la melena de rubia tonta (igualita que Vero, vamos…) al viento mientras corre con una camisa blanca a través de un prado con los aspersores activados. Al menos cumpliría mejor su propósito.

DUNCAN KANE (Verónica Mars)
Sosoman le llaman en su pueblo. Aún no me puedo creer cómo alguien como Verónica pudo estar con semejante muermo. Tiene una cara para todo y cuando abre la boca para decir algo, doblan las campanas. Su personalidad es no tener personalidad… y que no me cuenten la milonga de que está muy afectado por lo de Lilly porque es igual de pavo en los flashbacks.

NIKKI (Héroes)
Esta ni es un héroe ni es nada. Cada vez que aparece en pantalla suspiro de desesperación por tener que soportar su historia. Me importa muy poco y no han sabido integrarla en la serie por lo que es totalmente ajena al resto. Lo que más me fastidia es que es una insípida que está muy buena y por eso a muchos le gusta. Al menos no es tan insoportablemente estúpida como Kim Bauer.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


13 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

¿Se sabe usted su código postal?

.
Comienzo a hablar de las nuevas series con el remake, aunque ellos lo llaman spin off, de Sensación de Vivir (Beverly Hills 90210) donde ahora han dejado en el simple código postal. Se les han acabado las ideas hasta en eso.

Me sorprende lo poco que se ha hablado de ella en el círculo de blogs habituales… No tratéis de ocultarlo, si ya no la habéis visto, lo estáis deseando. Y yo lo recomiendo para que seáis testigo de este producto considerablemente mediocre que ha sido creado con el único objetivo de hacer pasta… y así está.
La historia aquí es una mera anécdota ya que todo gira en torno a lo guapísimos que son los personajes, y las tramas y problemas que se generan en la premiere de la serie (los dos primeros episodios) parecen sacados de libro de guión televisivo. Tipicorro a más no poder.

El tema no mejora cuando no puedo más que reírme ante la escasa capacidad interpretativa de sus protagonistas jóvenes… y mira que esto en usa no suele pasar, pero nada… no digo que lo hagan mal, pero desde luego no lo hacen nada bien.

Y no me hagáis hablar de los adultos… Que sí, el morbo puede con todo y ver el reencuentro de nuestras Kelly y Brenda y demás es innegable… pero es que Kelly en general no puede actuar de tanto botox (eso sí, está guapísima, más que antes) y Brenda está viejísima y tiene los paletos uno en Islandia y el otro en Nueva Zelanda. Ah! Y la madre de la prota no hace más que parecerme una versión madura de la periodista de REC.

Si por lo menos pudiese alegrarme la vista con la serie… pero es que tampoco! En el caso de las chicas si, son todas muy monas y tal, aunque la prota y la “rebelde” son demasiado escuálidas… pero los chicos dejan mucho que desear. El único el profe, que también salía en Dirt.

Por ahí he leído comentarios breves sobre que es fresca y entretenida (!!!) además de su esperada comparación con Gossip Girl. No hay color, vamos. Si, Gossip Girl también era tipicorra, pero tiene un algo. Tiene personalidad y enganchaba como una condenada desde su segundo episodio. Lo que le pase a los de 90210 me da exactamente igual, el glamour no tiene punto de comparación, los actores son incomparables y el resultado final en general no tiene nada que ver.

Vamos, que han hecho 90210 como algo simple y chorras con lo que subir su porcentaje de share todos los lunes.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


13 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Welcome Back to Fraternity Road

.
Greek tiene algo en común con Gossip Girl: te da lo que esperas de ella. Ni más, ni menos. No pretende ser más de lo que es ni abarcar más de lo que abarca. No decepciona pero tampoco emociona. Entretiene.

Y la segunda temporada vuelve a dar fe de esto, pero con algo de repetición, quizás. En una serie tan endogámica como esta, es normal que las tramas se repitan y, a pesar de ello, siguen siendo igual de entretenidas.

Estos primeros capítulos han vuelto divertidos, frescos y ligeritos como siempre. Sigo sintiendo lo mismo hacia los personajes que en la anterior temporada ya que, para bien o para mal, todo sigue igual. Así es definitivamente como calificaría el regreso de Greek, y puede quedar demasiado breve, pero realmente no tengo mucho más que decir.


(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


4 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Hello again, Upper East Siders!

.
Es increíble pero ya lo echaba de menos. Necesitaba mi ración de hormonas neoyorkinas de Gossip Girl. El comentario puede contener spoilers.

La premiere hay que decir que fue bastante normalita, muy parecida a cualquier episodio de la serie y que sirve simplemente para establecer cómo están las cosas después de un verano el los Hamptons.

Dan y Serena son felices de nuevo, lo cual no me acaba de parecer del todo bien que después de todo el verano separados y cada uno a su bola, de repente vuelvan como si nada. Pero supongo que todo tiene su porqué y esta temporada me da a mí que estos se separan definitivamente.

Chuck y Blaire siguen con su tira y afloja. Me cansan TANTO las caras de intensidad de Chuck que durante la fiesta de blanco esa me dolían los ojos: Mirada aviesa + pelo repeinao = puaj!. Pero lo que sí que me intriga es el Lord Inglés. Pueden salir cosas interesantes de ahí.

En cuanto al resto… Jenny parece que ha salido de ese mundo de las reinas del upper east side, pero se ha metido en otro más chungo aún: el de la moda. Nate se ha metido también en un rollo chungo con eso de la mujer casada, aunque espero que no hagan lo típico de que el marido se entere y haga lo imposible por joderle la vida. Esperemos que le den alguna vuelta.

Tras ver el segundo episodio (estaba esperando para comentar el regreso), las cosas siguen como estaban o como ya habían estado. Chantajes, líos de dinero y una guapísima Vanessa hacen del episodio entretenido de nuevo, aunque no especialmente destacable. Eso sí, el Lord me apetece cada vez más… como personaje, digo.

La única pega que pongo en este caso son las olvidadas tramas de los adultos. Rufus es uno de mis personajes favoritos y, salvo el toque “prefiero estar con mis hijos a volverme de gira” no sabemos qué ha sido de Lily. Esperemos que pongan remedio pronto.

En fin, que Gossip Girl tiene un superpoder especial y es que te da lo que esperas de ella por lo que es difícil que decepcione. Esta temporada aún necesita algún giro de tuerca un poco más apretado para que la tensión se palpe como cuando la odiosa Georgina estaba en el ajo, pero la cosa promete.

Sólo espero que suban más el tono.. que es lo que vienen anunciando y prometiendo.

(Este es un post automático. Disculpas si hay algún error en la publicación)


3 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

The Adri Izquierdo Chronicles

.
Ya me tocaban vacaciones.
Empezando mañana mismo, me embarco en mi viaje de fin de carrera (que si, ya es oficial: estoy licenciada). No quiero dar envidia (bueno, si) pero me marcho a los states a dar un rulo por el noreste del país. Nuestras principales paradas son New York, Washington D.C, Boston y Philadelpia. Si, no vuelvo hasta octubre.

Hasta entonces, espero que seáis buenos y sigáis pasando por aquí, ya que he dejado un montón de entradas programadas y espero leer vuestros comentarios!.

Desgraciadamente, este año me pierdo de lleno el comienzo de temporada y echaréis (espero) de menos más comentarios sobre las series que se estrenan o regresan a partir de ahora… pero paciencia, llegarán más tarde.

También está pendiente una renovación de diseño que llevo tiempo trabajando y estaba pensada para la nueva temporada… pero entre el estrés de acabar la carrera, los preparativos del viaje y el viaje en sí, Hablando de Series 4.0 va a ver retrasado su estreno hasta fecha indefinida.

En fin. Buen comienzo de temporada y entrada en el otoño.
Nos vemos a la vuelta.


16 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Sobre One Tree Hill y su regreso (Parte 1)

.
Buf. Buf.
Resoplo porque me cuesta pensar en qué me empuja a seguir viendo One Tree Hill. A pesar de que ha llegado un punto en el que soy totalmente consciente de que la serie no sabe por donde va, no tiene idea de cómo han llegado hasta donde estan sus personajes y ni se imaginan hasta donde vamos a llegar, no puedo dejar de verla.

En la cuarta temporada sí sabía porqué: Estaba enganchada a los personajes (no a todos) y pasaba sus tramas tremendistas e inverosímiles por ese hecho. La quinta ya se salió de madre. Cuatro años habían convertido a los protagonistas de la historia en personas completamente distintas a las que yo había conocido hasta entonces. Jóvenes de 21 años que llevaban vidas completamente ajenas a su edad que se guiaban por principios o caracteres muy poco constantes con lo que habían sido hasta la temporada anterior.

Pero me he ido muy adelante y me he saltado la época de los halagos.

Comencé One Tree Hill a principios de verano, en parte impulsada por mi sequía de series hormonas y en parte porque me parecía algo adecuado y ligero para el comienzo del calor. Y me sorprendió gratamente.

La primera temporada es refrescante. Me ofreció mucho más de lo que aparentaba en un principio y me gratificaba estar viendo una serie juvenil diferente a lo que estamos acostumbrados. Si, la base culebrón la tenía, la tienen todas, pero sus personajes tenían algo especial que consiguió calarme mucho algo que, unido al rollo del baloncesto (una, que echa de menos aquella época en la que jugaba en federación. Maldita ocupada vida de (cuasi) adulto) hizo que se convirtiera en una serie a recomendar. De esas que dices: Eh, que es más de lo que parece.

La segunda continuó por el buen camino, supo mantener el nivel y el interés pero fue con la tercera temporada cuando las cosas empezaron a empeorar. Se les acababan las tramas y empezaron a tirar de lo típico y a dejar de lado el tema del baloncesto (además de la cabecera). Aunque tuvo rachas de episodios muy buenas, tenía muchos altibajos y la sensación general de la temporada fue algo peor que las anteriores.

Como ya he anticipado antes, la cuarta ha sido la peor. Asesinatos, acosos y, en definitiva, tramas salidas totalmente de madre que dieron a la serie un excesivo dramatismo que no le correspondía, lo que restó interés y calidad a sus personajes, que se veían envueltos en situaciones estándar, con resoluciones estándar que les obligaban a pensar y actuar de formas que ya hemos visto mil veces antes. Además la cuarta se caracteriza por plantar una semilla de rechazo hacia ciertos personajes que fue creciendo hasta el punto de la incomodidad. Dan es el gran ejemplo en mi caso. No sólo no le soportaba como persona (que para eso estan los personajes odiosos) sino que me resultaba molesto como personaje y me cabreaba cada vez que tenía que soportar una secuencia suya. Sólo le faltaba poner la mirada “tengo un anzuelo clavado en la ceja y me gusta”.

La quinta ya fue la repanocha (como mola esa palabra). Nada tenía sentido ni era creíble. Si ya me importaba poco, el personaje de Lucas me era totalmente ajeno… y eso que Peyton siempre ha sido de mis favoritas y ya la tocaba ser feliz porque a la pobre no le han dado un respiro en toda la serie.

Los deseos de Brooke de ser madre eran totalmente risibles, por no hablar de la actitud hacia su insufrible madre. Peyton ha pasado de ser un personaje con mucha fuerza, personalidad y mundo interior a depender de Lucas. A pesar de la cantidad de sueños, metas y valores que siempre ha tenido esta chica, se limitó a babear y lloriquear por Lucas. Y no me hagáis hablar de los líos de faldas de Mouth, un personaje hacia el que mis sentimientos han sido inconstantes ya que a veces no le soporto y a veces me encanta.

Lo mejor de la serie al menos se ha mantenido casi intacto desde el inicio hasta el momento, además de añadir un elemento genial más: Los Scott. Haley, Nathan y, ahora, Jaime, siempre han sido lo mejor de la serie. Esa pareja constante e irrompible (algo poco común en estas series) que han reflejado durante toda la serie las diferentes etapas y dificultades de la madurez. Desde perseguir o sacrificar los sueños, pasando por la confianza, la familia o el ser fiel a ti mismo. Si, con frecuencia son demasiado cursis, pero se les perdona por todo lo demás (y por ser tan monos). Y, además, han aumentado la familia con ese gran pequeño Jaime, el hijo perfecto (es lo que tiene estar guionizado). Elocuente, gracioso, listo y monísimo, siempre pone la puntita a los episodios, añadiendo mucho más de lo que podría parecer en un principio.

Aquí había quedado la cosa después de cinco años en antena y a punto de ser cancelada. Intentaron subir el nivel, borrar al menos el bajón de la cuarta, con ese adelanto en el tiempo de cuatro años al comienzo de la quinta, pero sólo lograron restarle alma a la serie forzando situaciones que no correspondían.

Ahora ha llegado la sexta, de nuevo en la temporada de otoño y de vuelta a los 23 episodios de rigor, de los que ya hemos visto dos… pero de eso os tocará leer en la parte 2.


12 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Simpsoneados!

.
Gracias a Mao, un oyente del podcast, he descubierto un blog que no merece pasar desapercibido (y así hago mi acción "Blog Day", aunque algo atrasada).

En Springfield Punx se dedican a elegir personajes de televisión, cine, cómics o lo que se tercie y hacerlos "a lo simpson". Dándo una vuelta, he descubierto algunos que merecen reverencias. Empiezo con los de tele, ya que es lo que nos ocupa, pero también pongo algun otro, que sinó exploto.

Vaya panda. Con su risita tontorrona, primero tenemos a Hiro Nakamura, nuestro viajero temporal de Heroes. Esperemos que se renazca de sus cenizas y le den una trama interesante que aproveche sus posibilidades. Y dejen de basar su interés en su patosa y graciosa forma de ser. Está acompañado por Ando, por cierto. Luego tenemos al incomparable Dwight Schrute, queridísimo friki del que esperamos ansiosos ver qué pasa en la quinta temporada de The Office... el pobre ha sufrido mucho el último año y después de los acontecimientos del season finale parece que la cosa va a cambiar.

Y menudo es el par que nos queda. El primero es mi admiradísimo Steven Colbert, cuyo programa (The Colbert Report) es mi favorito de los late night. Me parto con él.. es inteligentísimo y tiene un humor sarcástico inigualable. A su lado, con su pelo peculiar, por ponerle un adjetivo amable, tenemos a Conan O'Brian, futuro sucesor de Jay Leno (al que también podéis encontrar simpsonizado), y ese pelirojo paliducho con el que Liz afirmaba haber salido.


Y ya en terreno cinematográfico. No podría faltar el gran Joker de El Caballero Oscuro, personaje clave de esa gran película. A éste le acompaña otro locuelo, pero a otro nivel, Doc Brown, artífice del De Lorean-barra-máquina del tiempo, compañero infatigable de Marty McFly, quien también está simpsonizado, por cierto. No podemos olvidarnos del conejo de la perturbadoramente genial Donnie Darko que, por cierto, va a tener secuela. También podéis ver a Donnie. Y por último tenemos a Neo, al que amamos en Matrix pero que acabó cansándonos a medida que avanzaba la saga.

Si os dais una vuelta podréis encontrar gente amarilla tan dispar como 007 (por supuesto Sean Connery), los protas de la serie de TV de Batman (si, esa de las onomatopeyas tipo POW, THUS!) o Spock... entre muchos otros! En definitiva, un trabajo impecable que está cuidado al detalle y esperamos que siga. De momento yo ya tengo el blog en mis favoritos a la espera de más simpsonizados.

15 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

House of Saddam y algun estreno más del verano

.
A falta de comentar los primeros estrenos que he ido viendo (este finde me pondré con ello), tenía por ahí esta entrada pendiente de un par de series veraniegas más que he visto. Después de The Middleman, In Plain Sight y The Secret Lofe of the American Teenager, le toca el turno a House of Saddam, Flashpoint y The Cleaner… De Nuevo, por orden de interés.

House of Saddam

Esta asombrosa miniserie está producida por BBC en colaboración con HBO y consta de cuatro episodios de una hora que cuentan el alzamiento y la caída de Saddam Hussein. Cada episodio se centra en un año distinto: 1979, 1988, 1995, 2003 y se comenzaron a emitir a finales de Julio.

Sólo he visto el primero de los cuatro, pero ya puedo afirmar que es una producción impecable. La historia, el ritmo, algunas grandes secuencias, la calidad y el cuidado en la realización… hasta el casting es magnífico. De hecho, el actor que interpreta al Saddam es tan parecido que asusta.

La serie comienza con Saddam y su familia presenciando la declaración de guerra de Bush. Mientras las bombas comienzan a caer en Bagdad, la familia Hussein huye. A partir de ahí, la historia da un paso atrás hasta 1979, cuando, contrario a la decisión de negociar con Iran, Saddam insta al presidente Al-Bakr a derrocar, asumiendo el cargo.

A partir de ahí muchas cosas se suceden, se muestra de lo que es capaz Saddam para demostrar su poder, su sangre fría, sus caprichos, cómo su familia reacciona de forma diversa ante sus decisiones…

Ha dado mucho de que hablar y ha sido constantemente halagada, y comparada con Los Soprano, por cierto, y he de unirme a los halagos. Aunque sea imposible demostrar o comprobar la veracidad de todo lo que se muestra, lo cierto es que se nota un esfuerzo por mostrar las cosas lo más auténticas posibles. Eso sí, esto no es un documental, por lo que, y aquí viene la parte de la comparación con Los Soprano, el tema está dramatizado y muchas secuencias sirven a la serie como más por lo viual que por lo histórico.

A la espera de tener disponibles el resto de los episodios, sólo tengo buenas palabras y recomendaciones para ésta magnífica miniserie que se presenta altamente interesante desde todos los ámbitos y que remonta al primer puesto de los estrenos veraniegos.

SIGUE LEYENDO!!!!

Flashpoint

Otra serie policíaca, si. La verdad es que ya me preocupa el nivel de proliferación de este género en la tele, pero es lo que vende, qué le vamos a hacer. Desde luego a mí ya me satura el género y cuando veo que una serie nueva es policíaca o derivados... ya se me quitan un poco las ganas.

Pero he de reconocer que con Flashpoint me ha pasado como con In Plain Sight. No son series que sean maravillosas y te hagan seguirlas compulsivamente pero tienen un nosequéquequeseyo que te deja con buen sabor de boca. En el caso de In Plain Sight, ya comenté que es la chica protagonista, esa Vero crecidita. En el caso de Flashpoint es el ambiente que emana de la serie en su conjunto.

Los protagonistas son los componentes de una unidad táctica de élite en Canadá a los que llaman para resolver situaciones extremas que no sólo requieran instrucción o equipamiento técnico y armamentístico sino que la intuición y la capacidad de juicio entran mucho en su día a día.

Aunque sólo he visto el piloto, tiene toda la pinta de ser episodios autoconclusivos que estan unidos por una trama de temporada que refleja cómo ese trabajo les afecta a sus vidas. Ya se puede ver en éste primer episodio lo mal que lo pasa el francotirador cuando se resuelve la tensión del episodio y supongo que esto sucederá más a lo largo de la serie.

Con Enrico Colantoni, papi Mars, la power ranger rosa y otra gente, el primer episodio consigue mantener muy bien la tensión. De hecho, estuve todo el tiempo muy metida en el episodio y muy tensa. Juegan muy bien con los elementos que tienen. Pero claro, es el piloto, no se hasta que punto habrán sido capaces de ser constantes respecto a eso. Por otra parte tienen cosas que se resuelven muy precipitadamente o de forma poco creíble, pero consiguen taparlo con la tensión.

De todas formas, no es que la recomiende, pero si alguien tenía curiosidad y no se acababa de atrever, que se atreva, a lo mejor le gusta. El título, por cierto, hace referencia al nivel de temperatura más bajo al que un compuesto se vuelve inflamable en contacto con el aire.

The Cleaner

The Cleaner se estrenó a mediados de Julio en A&E Televisión y está protagonizada por Benjamín Bratt, que interpreta William Banks, a un drogadicto rehabilitado que se dedica a otras personas a salir de su adicción, ayudado por un equipo formado también por personas rehabilitadas, ya sea de drogas, alcohol…

William tiene mujer e hijos con los que trata de mejorar su relación y hacer la vida familiar más compatible con la laboral, pero su trabajo es muy absorbente. No trabaja para nadie, salvo para sí mismo y sus clientes, quien le encuentran cuando necesitan de sus servicios. Supuestamente está basado en Warren Boyd, un consejero de rehabilitación que ha ayudado a gran cantidad de personas (incluyendo, según la wikipedia, a Mel Gibson, Courtney Love o Whitney Houston).

El piloto nos presenta muy bien los personajes, las relaciones y la situación, pero realmente no nos muestra qué podemos esperar de la serie. Aunque los protagonistas sean un cliché puro, consiguen interesar pero la acción es tan vaga y se antoja algo absurda, por lo que no me atrevería a decir que es una serie entretenida.

Según lo que uno puede sacar del piloto y de la información, podría decirse que la serie se centraría en un caso por episodio más o menos autoconclusivo, pero en el piloto los dos casos que se muestran no tienen mucho interés y la acción que reflejan de William y compañía no es especialmente atrayente.

La verdad es que no le he visto mucho la gracia a una serie cuyo protagonista se encarga de acorralar a sus “victimas” para convencerlas de que vayan a rehabilitación… y si al menos los personajes tuviesen un punto distinto, podría valer. Pero no me ha llamado mucho la atención.


13 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Ohhh TV Podcast especial: Salimos a la calle!

.
El domingo pasado, 31 de Agosto, el equipo de Ohhh Tv podcast saltó a la calle con motivo de las fiestas de Ripollet, haciendo un especial de una hora en directo, con sus cosas típicas del directo, pero un episodio muy entretenido y divertido.

Hablamos básicamente de la nueva temporada, repasando un poco las series que se estrenan por orden de estreno… aunque realmente es una excusa para charlar sobre las nuevas temporadas y nuevas series :)

Tampoco podéis perderos las fotos en el set de grabación. Nótese la cantidad incontable de público, lo bien que me sienta el pelo rubio, lo bien que le sienta el traje negro a Jordi y lo estupendo que está El Nombre de la Roca con su máscara especial... y con la presencia de Sunne y su frase rotunda "Yo veo todo el mundo odia a chris". xD

Lo podéis descargar mediante iTunes o en la propia web del podcast, donde también podéis escucharlo. Que lo disfrutéis!

8 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!

Esa extraña sensación...

.
A pesar de que estos días el estrés se ha apoderado de mi y entre curro, estudios y preparativos de viaje a penas he tenido tiempo de pararme a disfrutar de ninguna serie (he tenido que dejar Brothers and Sisters aparcada por el momento)… sí que he experimentado Esa Extraña sensación. Sobretodo hoy.

El año oficial comienza en Enero, pero es con el inicio del nuevo curso, de la vuelta al cole, del estrés post-vacacional, de madrugar para ir a trabajar, del fin de ese sol abrasador en la siesta por la tarde… es en Septiembre cuando muchas otras cosas comienzan… el fresquito, las hojas secas al borde del camino que crujen bajo los pies, las curiosas y numerosas colecciones de quioscos, de las que más de uno se comprará la primera entrega, que yo lo sé… y entre todo ello… comienza la temporada televisiva.

Esa sensación de que todo vuelve a la normalidad, de que se acaba éste soporífero verano de sequía no sólo por la falta de estrenos, sino por las pocas ganas que nos deja de encerrarnos a disfrutar de las series este calor pegajoso…

Hoy he sentido ese cosquilleo en el estómago provocado por los nervios del comienzo de la nueva temporada. Nos traerá decepciones, cancelaciones, nuevas series favoritas y, sobretodo, nos dará mucho de qué hablar.

Estaremos día sí y día también pendientes de qué nos toca ver hoy, de cuándo hay parones, cuando se estrenan las de mid-season… A mí todos los años me pasa que hay momentos en los que, como veo tanto, se me acumulan las cosas y hasta me agobio. Si, muchos se reirán (muchos que no ven series) pero es un buen agobio. Un agobio molón.

¿Y cómo va a ser este comienzo?¿De qué forma vamos a coger carrerilla? A pesar de que no debería, va a ser inevitable que esta semana me pierda los estrenos de Gossip Girl y 90210. Tampoco creo que me resista a One Tree Hill, principalmente porque estoy intrigada por el cliffhanger. Por supuesto no me olvido de Raising the Bar, nueva serie del genio televisivo Steven Bochco que se estrena hoy en TNT. Y a partir de aquí, es un sinfín de estrenos que sólo de ver la lista me acelero.

Sólo quería plasmar aquí la absorbente y placentera inquietud que me ha asaltado hoy al darme cuenta de que ya está… THIS IS IT. Hoy comienza la temporada. ¿Seré la única con esta extraña sensación? Sinceramente, lo dudo.


17 telespectadores :

Los comentarios no sólo son bienvenidos sino que estoy deseando saber qué opináis para debatir sobre el tema; eso sí, siempre con respeto hacia la autora y el resto de lectores del blog. ¡Gracias!